Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Es necesario que acepte el uso de estas 'cookies' para el correcto funcionamiento de la web. Para más información consulte nuestro Aviso Legal, política de privacidad y política de uso de cookies

Aceptar

Post

Ventano del Diablo

04/05/21

Image

Ventano del Diablo

Un espectáculo visual donde los haya.

Empieza el buen tiempo, los días empiezan a ser más largos con la entrada a la ansiada primavera y como se suele decir, la primavera la sangre altera, con ello,  empiezan las ganas de salir de casa y olvidarse un poco del día a día, sobre todo desconectar en la naturaleza que nos rodea. 

Hoy hablaremos de un lugar emblemático de la Serranía de Cuenca, un lugar que transmite muchas sensaciones y sobre todo un espectáculo visual. 

El Ventano del Diablo, enclavado en una impresionante hoz formada por el discurrir del río Júcar, con con una altura con una altura de unos 200 metros aproximadamente, localizado en las inmediaciones de Villalba de la Sierra, .Esta especie de cueva natural está enclavada en una roca horadada, sobre un cañón desde donde se contemplan increíbles perspectivas de la hoz del río sobre un enorme desnivel de varios de cientos de metros. Un excelente mirador desde donde podemos observar al río Júcar abrirse paso por un valle. Según la leyenda, este lugar de la provincia conquense fue el elegido por el demonio para organizar macabras sesiones de brujería. En ellas no tenía reparos en arrojar al vacío a todos aquellos que osaban asomarse por los grandes ventanales naturales que tiene la roca.

Un paraje natural que permite ser disfrutado de diversas maneras, disfrutar de este paraje natural es, sin duda alguna, al atardecer, cuando la luz del sol se debilita y saca esos tonos que durante el día permanecen ocultos a nuestros ojos y que perfectamente pueden completar el día. Para los amantes de los deportes de riesgo y los más intrépidos, existe la posibilidad de descender sus cañones de gélidas aguas. La via ferrata localizada en el emblemático mirador de la Serranía de Cuenca, consta de dos recorridos con diferentes dificultades que bordean el mirador pasando por encima de los Cortados del río Júcar te hará sentir esa sensación de adrenalina y te permitirá empaparte de la naturaleza que nos rodea de una forma diferente, para el que no lo sepa, una vía ferrata es un recorrido a través de una pasarela que cuelga de una pared de roca natural. Bajo las faldas del mirador descansan algunas de las pozas y piscinas naturales más bonitas de la zona, el calor hace que sea uno de los lugares más concurridos por aquellos que buscan un baño refrescante y los amantes de la aventura y las emociones fuertes. 

Para terminar un pequeño verso escrito por Alfredo Marqueríe inspirado en la  belleza de este mirador y que invita a pensar que Satán hace acto de presencia susurrando al oído a quien lo visita para que salte al vacío.


Esqueleto geológico

sobre el abismo

epilepsia de rocas,

tentación de suicidio,

vértigo de la altura...

Dice el viento al oído:

"Lánzate desde aquí,

pero no como Ícaro.

Con las alas de cera

derretidas del Mito.

Sino valiente

a cuerpo limpio."


Esqueleto geológico

sobre el abismo,

para subirse en él

y arrojarse al vacío

y acabar de una vez

con todo y uno mismo.

No es el viento quien habla.

¡Es el ángel maligno!


Más imágenes


Image